En Boyacá la calidad de agua para el consumo humano desmejoró

La Secretaría de Salud de Boyacá dio a conocer el último informe del Índice de Riesgo de Calidad de Agua Potable, IRCA, correspondiente al primer trimestre de la vigencia 2022, varios acueductos del Departamento presentan riesgo en la calidad del agua, lo cual puede afectar la salud de los boyacenses.

Según el reporte, en la zona urbana, 53 municipios no cuentan con agua apta para consumo humano, de los cuales 20 están en riesgo medio, 28 en riesgo bajo y municipios como Caldas, Cucaita, Ráquira, Santa Sofía y Toca, quedaron en alto riesgo, es decir que solamente 70 municipios cuentan con agua potable en Boyacá. “vemos una situación bastante alarmante en algunos escenarios que dejan ver la despreocupación por parte de las administraciones municipales, hacia la calidad de agua en las zonas rurales”, indicó la referente de Calidad de Agua para Consumo Humano, Yaneth Zipa Casas

Frente a los acueductos rurales, la Referente informó que en este periodo no fue posible tomar muestras de agua a 140 acueductos rurales, en su mayoría por falta de agua, los cuales quedaron sin información para el primer trimestre de 2022. Sin embargo, 17 municipios quedaron inviables sanitariamente, 51 en riesgo alto, 28 en riesgo medio, 32 en riesgo bajo y solamente 13 municipios con agua potable, en los acueductos vigilados en la zona rural, “encontramos casos especiales en los que se evidenció que el verano presentado en los primeros meses del año, ocasionó bajos caudales que muchas veces dejó sin agua a más de 100 acueductos rurales en sus fuentes abastecedoras”, puntualizó la Ingeniera Zipa Casas, así mismo señaló que se ha hecho gestión con las administraciones municipales para que apoyen con carrotanques a la población de la zona rural, que está completamente desprotegida.

Según la funcionaria de la secretaría de salud se está haciendo un trabajo articulado con las administraciones municipales, con las personerías, la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sostenible y el Sena, con el fin de evaluar y plantear posibles estrategias que impacten en la infraestructura de los sistemas de tratamiento, en las competencias laborales de los operarios de planta y las buenas prácticas sanitarias de aquellos sistemas de tratamiento que reinciden con niveles de riesgo medio y alto. “Hacemos un llamado a las administraciones municipales para que analicen la situación en sus municipios, en lo referente al manejo y operación de los sistemas de tratamiento de las zonas urbanas y la optimización y puesta en funcionamiento de las plantas de tratamiento con las que cuentan varios acueductos rurales, que se encuentran en alto riesgo e inviables sanitariamente y, a la comunidad para que se concientice de la necesidad de trabajar unida y fortalecida, en busca de soluciones rápidas para mejorar las condiciones de agua, como líquido fundamental para la salud humana”, manifestó la referente de calidad del agua.

El Gobierno de Boyacá invita a las asociaciones de suscriptores o juntas administradoras de sus propios acueductos, para que se organicen, busquen apoyo en las administraciones municipales y a nivel departamental, con el fin de que reciban asesoría y asistencia técnica que les permita formalizarse como prestadores de servicios de acueducto e implementen sistemas de tratamiento de agua económicos y funcionales.

 

Tomado de:

En Boyacá la calidad de agua para el consumo humano desmejoró

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

HTML5 RADIO PLAYER PLUGIN WITH REAL VISUALIZER powered by Sodah Webdesign Dexheim