Niegan pretensiones de demanda de excomisario contra municipio de Ciénega

Excomisario de familia promovió demanda de nulidad y restablecimiento del derecho por haberlo retirado de su cargo.

El Tribunal Administrativo de Boyacá negó, en fallo de segunda instancia, las pretensiones de un exfuncionario del municipio de Ciénega, quien solicitó la nulidad del Decreto No. 049 del 17 de junio del 2014 que dio por terminado su nombramiento como comisario de familia de esa localidad boyacense.

Germán Antonio Piraneque, a título de restablecimiento del derecho, solicitó que se le reintegre al cargo que venía desempeñando al momento de su remoción o a otro de igual o superior categoría.

Así mismo, pidió que se declare que hubo solución de continuidad en la prestación de los servicios. Además, solicitó que se condene a la entidad demandada a pagar todos los salarios y demás emolumentos dejados de percibir desde su retiro y hasta que haga efectiva su incorporación.

También pidió que se le reconozca y pague la suma de 100 salarios mínimos legales mensuales vigentes por concepto de reparación de los daños y perjuicios morales causados con su desvinculación.

En sentencia de primera instancia, el Juzgado Séptimo Administrativo de Tunja negó las pretensiones de la demanda.

En recurso de alzada interpuesto contra el fallo de primer grado, el demandante insistió en que el acto demandado está falsamente motivado, como quiera que no se tuvo en cuenta lo consagrado en el numeral 3 del artículo 80 de la Ley 1098 del 2006 y su exequibilidad condicionada prevista por la Corte Constitucional, que permite que se acredite otros títulos universitarios afines con las funciones asignadas al cargo de comisario de familia. Y que, además, su desvinculación no se supeditó a ninguna de las causales de remoción consagradas en la Ley 909 del 2004.

«Para la Sala (Sala Primera de Decisión del Tribunal Administrativo de Boyacá), tales argumentos, que soportan el retiro del demandante, son razones válidas, como en efecto lo es, no cumplir las calidades legales exigidas para el ejercicio del cargo de comisario de familia, puesto que el artículo 125 inciso 3 Constitucional impone que de manera previa la persona que ingrese a ocupar un cargo público cumpla los requisitos y condiciones que fije la ley para determinar los méritos y calidades de los aspirantes», indicó el Tribunal.

Agregó que, por otro lado, la Sala advierte que el nombramiento del señor Piraneque Gambasica como comisario de familia, a través del Decreto No. 030 del 4 de agosto del 2008, fue ilegal, ya que para ese entonces no acreditaba los requisitos legales exigidos por la Ley 1098 del 2006 y el manual específico de funciones y competencias laborales de la planta de personal del municipio de Ciénega para el cargo, menos, cuando el título de posgrado que pretende le sea tenido como equivalente, lo obtuvo el 5 de agosto del 2013, esto es, mucho tiempo después de que se encontrara ejerciendo el cargo.

«Es decir, que ni siquiera para el momento en que fue nombrado el demandante en el empleo de comisario de familia de Ciénega contaba con la calidad profesional especializada requerida», señaló el ente judicial.

Manifestó, igualmente, que el acto administrativo acusado no carece de motivación, y que las razones de hecho y de derecho expuestas por el representante legal del municipio de Ciénega para terminar el nombramiento en provisionalidad del demandante son ciertas, claras, precisas y demostrables, esto es, no contar con las calidades legales para desempeñar el cargo de comisario de familia, ni siquiera desde el momento de su nombramiento provisional en el referido cargo, el 4 de agosto del 2008.

«Adicional a ello, es evidente que en el transcurso del tiempo en que el señor Germán Antonio Piraneque ejerció el cargo de comisario de familia de Ciénega -del 6 de agosto de 2008 (según acta de posesión) al 17 de junio de 2014- tampoco logró acreditar que cumplía con el requisito del título o conocimiento especializado que se le exigía para el mentado empleo, según la Ley 1098 de 2006 y el Manual Específico de Funciones y Competencia Laborales de la Planta de Personal del Municipio de Ciénega», precisó el Tribunal.

Añadió que, de otro lado, la Sala encuentra la contradicción en que incurre el demandante entre lo expuesto en la demanda y lo sustentado en el recurso de apelación, como quiera que en el primer escrito mencionó que el cargo de comisario de familia es de creación legal, de tal manera que el mandatario local le estaba vedado abrogarse competencias para fijar los requisitos para ejercer el empleo de comisario.

Empero, en la apelación señaló que, de acuerdo con la categoría del municipio, las autoridades municipales pueden fijar sus propios manuales de competencias laborales y requisitos que pueden tener aplicación equivalente siempre que las especializaciones sean afines con la función del cargo.

Por tanto, el Tribunal Administrativo de Boyacá confirmó el fallo de primera instancia.

 

Tomado de:

Niegan pretensiones de demanda de excomisario contra municipio de Ciénega

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

HTML5 RADIO PLAYER PLUGIN WITH REAL VISUALIZER powered by Sodah Webdesign Dexheim